domingo, 21 de septiembre de 2008

COMPRENDER QUIEN ERES


"Conviértete en una mejor persona y asegúrate de saber quien eres antes de conocer a alguien más y esperar que esa persona sepa quien eres". Esta frase del gran escritor García Márquez nos enseña la necesaria importancia de comprender realmente quienes somos y qué papel desarrollamos y debemos desarrollar en la vida.

Esto me hace comprender cómo nos sentimos en situaciones concretas y las farsas de control que representamos no pasan desapercibidas para aquellos que nos rodean. Mas allá de lo que es real o no, nos aferramos a "nuestras realidades". En un mundo en el que TODO es posible, pienso, cada cual vive su propia verdad. Entonces... Quienes somos realmente? Lo sabemos? Soy congruente al creer (creer puede no ser real) en que la mayoría de nosotros pensamos que sí, que realmente sí sabemos quienes somos. Lo sabemos?

Todo es cambiante. La noche estrellada y limpia se transforma en día tormentoso en un abrir y cerrar de ojos...los ojos... perezosos a veces se tornan brillantes en ocasiones sin saber por qué... Y tú me miras y ves mi cansancio y me comprendes y me guías...

Y mientras todo eso ocurre, parece que no, seguimos escalando...a muerte!!! o muertos.... Da igual, ahí vamos.... hoy parecía que las placas desplomaran y los desplomes amenazaban con tragarme...Eso yo, que otros tuvieron momentos mejores... Y es que el invierno promete, y mucho... Sonarán campanas cuando los proyectos caigan y creanme (este creer será real proximamente) lo harán pronto. Aún confundiendo la izquierda con la derecha encadenaste la vía, con tu carácter luchador como escalador y diabólico para tu asegurador. Me gusta escalar contigo. Soy congruente.

Como para W. Gullich el café era una parte mas de la escalada, para nosotros lo son las veladas nocturnas al fresquito de la noche serrana. Aunque muchos se dejan llevar tanto por el frescor nocturno como por el calor del medio día. Y es que estamos aún en verano; y a esas horas lo mejor es esperar un poco para escalar. Para pasar el mal trago de la espera no hay nada mejor como pegarse una siestecita de campeonato...pero dónde? Hay quiénes prefieren disfrutar de toda clase de comodidades en una fresca y limpia habitación y nosotros preferimos la sombra fiel de nuestras encinas en Las Covezuelas!!! Un lugar que atrapa, un lugar para desconectar, un lugar para soñar . Y es que allí el tiempo parece detenerse y la realidad pasa a un segundo plano....

No hay comentarios:

Publicar un comentario